Cuando pensamos en espinacas, seguramente lo primero que nos viene a la mente es la fuerza. Esto, por aquello del personaje Popeye. Pero las estas no solo aportan fuerza para los atletas. Hay muchos más beneficios que tienen las espinacas  que quizás no conocías.

Las espinacas tienen una  combinación de minerales, proteínas, fibra y antioxidantes pueden ayudarnos a combatir el estrés. También ayudan a reducir el riesgo de padecer osteoporosis, cáncer y enfermedades cardiovasculares.

Además de contener hierro y fitoecdisteroides, responsables de darnos energías, las espinacas también contienen calcio, potasio, magnesio, fósforo y gran cantidad de vitaminas, sobre todo vitamina A.

Todos estos nutrientes, no solo son capaces hacernos más fuertes, sino que también pueden ayudarnos con problemas de visión, el transporte y depósito de oxígeno en nuestro cuerpo, el tránsito intestinal, y con nuestra presión arterial, beneficios adicionales de las espinacas.

Las espinacas proporcionan muy poca cantidad de calorías, por lo que pueden adaptarse a cualquier dieta y ser de apoyo para la aceleración y correcto funcionamiento de nuestro metabolismo.

Parte de ese éxito que tienen las espinacas  se debe a la cantidad de fibra que aportan ; ya que contiene fibra tanto soluble como insoluble. La primera es conocida por su capacidad para reducir la grasa abdominal y perder peso, mientras la grasa insoluble funciona muy bien con el tránsito intestinal y el sistema digestivo.

Fuente: EspnRun.com

 

Lee también: Consejos para que puedas levantarte con más energía para correr

Compártelo