COMPARTIR

10 mandamientos para corredores principiantes

1. Calienta las caderas, rodillas y tobillos con ejercicios de giros y trote muy suave durante cinco minutos.

2. Elige unos zapatos acordes a tu peso, altura y pisada. Con ellos esquivarás a la fascitis plantar.

3. No corras a un ritmo más alto del que tu cuerpo soporta. Es mejor empezar poco a poco.

4. Acostumbra a tus articulaciones al ejercicio, así evitarás  patologías como la periostitis tibial.

5. Elige bien el terreno sobre el que correr: evita las aceras y el asfalto para no sobrecargar los músculos de la cadera.

6. Después de los entrenamientos realiza estiramientos para prevenir roturas fibrilares y tendinopatías.

7. Descansa si lo necesitas y no te exijas demasiado.

8. Aliméntate bien: sigue una dieta equilibrada, cuidando la ingesta de hidratos de carbono y aumentando las proteínas para tus músculos.

9. Acude al fisioterapeuta, pues es normal que aparezcan dolores articulares al comienzo de la actividad.

10. ¡Disfruta del momento!

 

Por: Mariano González Sáez