COMPARTIR

¿Cómo limpiar los pistones de los frenos?

Los pistones se pueden limpiar con agua y jabón. Podemos ayudarnos con un cepillo o bien utilizar un spray específico para limpieza de frenos de disco, que encontraremos bajo distintas marcas. Hay que recordar que después es necesario lubricarlos y que sólo podemos hacerlo con el mismo aceite mineral o líquido hidráulico (DOT 4, 5 o 5.1) que utilicen. Esto es debido a que los retenes son de una goma específica para cada tipo de fluido. Es decir, que si les pones “3 en 1”  las gomas se deforman.

Puedes impregnar en el aceite un destornillador o un cepillo y humedecer el pistón. Después apaláncalos con cuidado para llevarlos a su posición de reposo y limpia con un papel el aceite sobrante, para evitar que pueda contaminar las pastillas.

 

Fuente: http://www.mountainbike.es/