En recuerdo de : Marisela Díaz.

Maestra del running

corriendo

 

 

En las carreras de calle aquí en Caracas al final siempre había una voz que animaba a los que llegaban en «modo remate» con la frase: «bracea, bracea». Era nada más y nada menos que una de nuestras glorias del atletismo , sin duda, una maestra que nunca negó a nadie sus conocimientos y siempre alentó a todos con una hermosa generosidad: Marisela Díaz.

En las tantas veces que tuve el honor de escuchar a Marisela . En más de una oportunidad se fue con el profe Julio Navarro hasta el Colegio San Ignacio porque sabía que esta lenta pero tozuda corredora popular entrenaba allí, a empujarme con su entusiasmo para subir la cuesta hasta el Country Club. En uno de esos entrenos me reveló uno de sus secretos: bracea.  Desde entonces era inevitable cada vez que corría que no me acordara de ella,  de su «bracea» y de relacionar este gesto con las «alas» que nos salen en los momentos que más lo necesitamos cuando sentimos que no podemos más.

Leyendo sobre estos temas de running , encontramos un artículo en Runfitners sobre la importancia de esta técnica sobre la que tanto trabajó Marisela. En su honor tomamos algunos datos para tener un «braceo perfecto»

Pese a que muchos corredores no se percaten de ello, cuando corres los brazos te ayudan a impulsarte hacia adelante y es por eso que el movimiento adecuado de nuestros brazos ayuda a ganar velocidad (correr más rápido), mantener el equilibrio y gastar menos energía.

Teniendo en cuenta la importancia del braceo, a continuación te daremos 6 consejos para mover tus brazos mientras corres.

1.- MANOS RELAJADAS

Mientras corres, mantén tus manos relajadas,no cierres con fuerza los puños ni pongas los dedos rígidos.

El objetivo mientras corres, es cerrar tus manos, sin exagerar con la fuerza.

 Algunos entrenadores entregan a sus corredores un huevo hervido (sin cascara) o una papa hervida durante el entrenamiento. Si al correr están dañados, será porqué has hecho presión con las manos.

2.-RELAJA TUS HOMBROS

Al correr debes intentar hacerlo de la manera más eficiente y económica y por ello debes evitar todas aquellas conductas que tiendan a la rigidez o tensión.

Corre de manera tal que tus hombros vayan relajados y acompañen el movimiento de tus brazos  mientras lo haces.

Sin embargo, muchos corredores cometen el error de correr con los hombros rígidos y tensos (los suben demasiado).

Si al terminar un entrenamiento, sientes tus hombros muy cansados, seguramente se deba a la innecesaria tensión que has producido en ellos durante todo el entrenamiento. Presta atención a los detalles.

3.- ATENCIÓN A LOS CODOS

Al correr, tus codos debieran estar flexionados a aproximadamente 90 grados, lo que significa que tus brazos no debieran estar ni completamente estirados ni flexionados.

Además, deberás evitar correr con los codos tensos y rígidos, ya que produce la tensión de los bíceps y músculos del antebrazo, generando un mayor gasto energético.

Al igual que los hombros, corre con los codos relajados  y sin realizar una fuerza innecesaria.

4.- MUÑECAS

Al correr, tus muñecas deberían estar relajadas, sin que ello significa que deban moverse de arriba a abajo sin control.

Asimismo, debes prestar atención a que tu dedo pulgar apunte hacia arriba, y no hacia afuera.

5.- BRAZOS EN PARALELO

Mientras corres, el movimiento de tus brazos debe ser paralelo a tu cuerpo, tus brazos deben ir junto a ti, cerca de tu cuerpo y no abiertos como dando codazos a los contrincantes.

El movimiento de los brazos debe partir siempre de los antebrazos y debe dirigirse de atrás hacia delante: evita cruzar en exceso los brazos por delante del cuerpo.

De esta manera, ahorrarás energía innecesaria y obtendrás mayor estabilidad.

6.- MOVIMIENTOS CONTROLADOS

Al correr los movimientos de tus brazos deben sentirse cómodos  y no realizar movimientos bruscos ni exagerados.

Al subir los brazos, hazlo hasta la altura de tus pectorales y al descender imagina que tu mano roza tu cintura.

Excederte en estos movimientos te significará un desgaste innecesario de energía.

Aunque estés corriendo a máxima velocidad, el movimiento de tus brazos debería ser armonioso y económico, de manera de mantener la estabilidad y evitar el gasto energético innecesario.

las cuestas dan salud

Las cuestas cuestan

Consejos, Entrenamiento  |  abril 22, 2020  |  .

Es quizás uno de los entrenamientos más fuertes pero al mismo tiempo más efectivos para ganar resistencia: las subidas. Odiadas por muchos, amadas por otros, toleradas por la mayoría. Y es que las cuestas, cuestan, pero aportan salud. ¿Por qué? Aumenta la capacidad carviovascular. Runners da un buen consejo para que las cuestas cuesten menos, […]

running

Algunas lecciones del running

Consejos  |  abril 12, 2020  |  .

En este hermoso texto de Aurora Pérez para Runners.es hay cosas que nos motivan a «hacer de las carreras» nuestra forma de vida. Aquí algunas lecciones del running para nuestra vida. Corriendo aprendí que la tensión en mis músculos distendía la confusión que vivía en mi cerebro. Corriendo aprendí que el sufrimiento que descosía por […]

10 K: Recupérate rápido

Consejos  |  octubre 1, 2016  |  .

Los 10 K es una distancia ideal porque puedes medir tu resistencia y tu velocidad. Tal ves eres de los que vas a correr este domingo la Gatorade Caracas Rock . Pues bien, aquí unos consejos para tu pronta recuperación. Si estas iniciándote en el running te habrás dado cuenta que la distancia más habitual de la […]

Lo bueno de correr en la mañana

Consejos  |  septiembre 27, 2016  |  .

Estamos de acuerdo . Es todo un reto levantarte y salir a correr, más que nada porque tus músculos están fríos después del sueño, tus niveles de azúcar en sangre están en su punto más bajo por no haber comido y tu mente está empezando a funcionar por la mañana… Lo bueno es que hay […]

Es por esto que debes correr

Consejos  |  septiembre 20, 2016  |  .

Siempre escuchas que correr es bueno para la salud, pero en este post de Runner.es encontrarás buenas razones para comenzar. La actividad física siempre ha reportado innumerables beneficios para todo el que la practica. Una multitud de provechosos frutos que podemos recoger sin demasiado esfuerzo si nos ponemos el mono de trabajo y comenzamos a […]